Lo llaman política

Archive for the ‘Blogs de Cantabria’ Category

No voy a decir aquello de que “esta es la carta que nunca quise escribir” porque tampoco creo que haya que dramatizar, pero sí es cierto que me siento ante la pantalla con un gusanillo en el estómago, preludio de un momento de esos que marcan tu vida, y en el que un precipicio de incógnitas asoma bajo tus pies.

Tengo que dejaros porque os tengo el suficiente respeto como para no pretender venderos una moto que no podría colar, entre otras cosas porque a mí se me da fatal eso de ir en contra de mis convicciones.

Tras ocho años en Onda Cero y más de tres en la blogosfera, así como mis dos mesecitos de columnista en El Mundo, tengo que decir a todo hasta pronto, no tardaré en volver… punto y aparte.

No me voy muy lejos físicamente, que va, todo lo contrario, estaré en la trinchera de enfrente, poniendo buena cara y mejores argumentos a mis nuevos jefes, que tienen ante sí la nada fácil tarea de recuperar el poder político regional, asín, para empezar.

Sí, me voy al PP, que quiere poner en marcha un ambicioso proyecto de comunicación para el que cuentan conmigo.

Me voy con ellos porque han sido los únicos que han llamado a la puerta con una propuesta seria y concreta, y también porque necesito cambiar de aires, oxigenar mi periodismo militante, y aprender, mucho, sobre lo que se cuece al otro lado, algo de lo que he opinado mucho pero de lo que no he ejercido nunca.

Atrás quedan ocho años en la radio donde siempre quise trabajar, porque queda de frente por el medio y no en las trincheras de unos y los otros, el día y la noche, el ruido.

Me cuesta dejar mi todavía empresa aunque solo sea por el agradecimiento que le debo por haberme recibido como chaval y abrirme las puertas como hombre, profesional, con criterio.

Tengo motivos para irme… y para quedarme.

Atrás dejo unos compañeros con los que he vivido de todo, que siempre me han respetado como profesional y que me han dado mucho cariño en lo personal. A ellos les voy a seguir teniendo cerca y sé que los echaré de menos. Gracias a todos.

En cuanto a mi querida blogosfera, ¿qué os voy a decir? Sé que los buenos amigos estarán muy jodidos porque me leyeran mucho o poco, se identificaran más o menos, sé positivamente que valoraban mi aportación a este mundo virtual, donde si no salen nuevas voces, plurales también, para hablar de más cosas, más veces, con más gente, se corre el peligro de caer en el ombliguismo. Hacen falta más bloggers por estos lares.

Para quienes no entiendan esta decisión, o la consideren una pequeña traición, e incluso para aquellos que les parezca lógico (ya que en el fondo este era un facha de toda la vida), cada uno es libre de pensar lo que quiera. No hace falta hacer siquiera sesudos ejercicios de memoria para conocer lo que pienso de nuestra clase política. El archivo queda ahí para su consulta.

Ahora bien, entiendo que ni es lógico morder la mano que te da de comer, ni tampoco la de los demás, por aquello de la credibilidad. Que se mojen otros, que yo ya me calé hasta las patas.

Espero viajar un poco más y hacer un poco más grande mi colección de bitácoras. En cuanto a la gestión de Lo llaman política, queda su nómina de colaboradores que espero lo mantengan a flote. Aprovecho estas líneas para pediros, colaboradores míos, que me hagáis llegar vuestras reflexiones al correo para tomar una decisión definitiva.

No quiero entretener más al personal. Os seguiré leyendo, quizás os deje algún que otro anónimo, pero tengo que despedirme, dejar sitio para otros, apartarme… observar.

Gracias.

Etiquetas:

**FOTOGRAFÍA ROBADA DEL BLOG DE CACHUCO.**

La blogosfera cántabra respira, tiene sangre por sus venas y sobre todo muchas ideas y visiones sobre infinidad de temas, no hay más que leer los muchos posts que cada día atraen a unos cuantos internautas más para engrosar nuestras listas de lectores.

Ayer Blogs and Beer II, en el Canela, a las nueve de la noche, y tras unos minutos de dudas, pudimos constatar que la cita sería un éxito.

Dias de Sur y Dondado fueron los primeros en llegar, luego quien suscribe, un poco más tarde María Gema, y a partir de ahí Abrimos las Ventanas junto con Cachuco, Quique Gordaliza, Gema, Javi Llamazares, Rukaegos, y hasta dos ex altos cargos de la mítica Consejería de Industria del no menos mítico Pesquera.

Hubo más gente, pero no me acuerdo de sus nombres, pero sí me acuerdo de un periodista de 20 Minutos, que se pasó por la reunión, nos hizo una foto, y nos pidió correos para hacernos entrevistas.

¿Se puede pedir más?

No es lo mismo ser un troll que ser imbecil, aunque se puede ser ambos bajo el anonimato, esa cobarde forma de expresión y opinión que algunos seres humanos utilizan para hacer visible su opinión en INTERNET.

El troll suele dedicarse a reventar debates porque el post inicial no le gusta, o simplemente porque conoce al autor/a del blog y desde su escondite trata de joder. El imbécil es incapaz de debatir o de plantearse una estrategia para reventar debate alguno, simplemente escupe su bilis y no vuelve, a veces porque no se acuerda de como entrar en el Explorer, otras porque perdió la dirección de la página en la que le dijeron que podía increpar al respetable.

Aunque la historia viene de atrás, Gema, desde Noja, nos la cuenta hoy en su blog. Con su particular estilo despacha al cenutrio de turno, con palabras y vídeos musicales dedicados.

Yo, ya se lo he dicho en un comentario, guardaría la IP de este compendio de despropósitos… por si acaso. Nunca se sabe hasta donde puede llegar un proyecto de troll, que además es imbécil.

Saludos a la blogosfera nojeña, que resiste desde el anonimato obligado en algunos casos, o desde la visibilidad más cristalina, el acoso de la ¿mayoría? ruidosa.

No sólo de crisis en el PSOE cántabro vive el hombre. Trasteando por la blogosfera regional por ejemplo encuentro un tema recurrente, y es que o bien somos todos ecologistas en potencia, o es que los medios de comunicación convencionales están más alejados de la realidad de lo que a veces parece. En la blogosfera cántabra, lo de San Glorio no tiene vuelta de hoja, y las loas a ARCA, a las que una vez más me sumo, crecen por doquier. Han hablado de ello Dondado (cómo no) en su blog sobre San Glorio, A pescar chamarucas, y pínchame.

Otro tema recurrente son los anonimatos en este mundo virtual, que a veces no lo es tanto. María Gemma opina que… Airnoja un día tenía que salir del anonimato, o al menos a ella le encantaría. Yo soy un firme defensor de decir las cosas con nombres y apellidos, aunque visto lo visto, a veces lo real y lo virtual se mezclan tanto que obligan a dejar uno de los dos ámbitos, y el virtual siempre sale perdiendo en esa disyuntiva. Creo que no hace falta que ponga ejemplos. Así que si Airnoja sigue en el anonimato, mejor que así sea… si va a mantener su prolífica actividad bloguera.

Al hilo de ello, recomiendo una de las últimas entradas de Dondado sobre bloguear y sus consecuencias. No tiene despedicio. Como tampoco lo tiene uno de los blogs de mayor calidad y capacidad de análisis. Ser menor de edad y gozar de esas dos virtudes no es una utopía. El blog de Zina es una visita obligada. Os recomiendo cualquiera de sus posts. El último, con un titular de diez y un texto imaginativo y certero.

Antes de salir de casa, nos vamos a visitar a Bruno, que nos invita a Burdeos.

De los confidenciales nacionales, dos paradas obligadas en elconfidencial.com, que nos deja una interesante reflexión del presidente de Ibercaja, sobre todo en tiempos de crisis, en los que ganar una millonada especulando con el ladrillo y el dinero que no tenemos, no va a ser tan fácil. Por su parte, elconfidencialdigital.com nos ofrece un capítulo más del tsunami popular, en el que parece que Pizarro va a ser una de las próximas víctimas, de manera voluntaria. La oposición es muy fría.

Si queréis emociones fuertes que crispen vuestro ánimo, las dos Españas, o El Día y La Noche, como decímos aquí, nos ofrecen su versión de los hechos de la posibilidad de que Espe se presente como alternativa a Rajoy. Elplural lo ve así, mientras que Libertaddigital lo hace de esta forma.

Dos paradas más, una para leer el descuartizamiento de Zapatero y sus cosas en la escena internacional, que de forma magistral traza en cuatro líneas y unas fotitos César Escudero… Desde sus gafas.

Finalmente, en la buena prensa, repasan el trabajo de El Periódico de Extremadura. Otra opción que podría cuajar en Cantabria para equilibrar el panorama de la prensa escrita, que hoy por hoy está bastante descompensado. Pero eso es otra historia.

Va a ser un poco raro trastear con el navegador sin caer en la sana tentación de pinchar en el que para mí ha sido, con diferencia, el mejor blog cántabro hasta la fecha. Voy a echar mucho de menos al Perplejo, sus reflexiones (casi siempre acertadas), su creatividad, su espíritu crítico, y a sus muchos e interesantes comentaristas, ocasionales o no, que me hacen creer firmemente en esta tierra y en sus gentes.

Definitivamente hay otra forma de enfocar la realidad que nos rodea. Tanto durante mi etapa en Periodistas de Cantabria, como en este último lujo asiático como co-editor del Cántabro Perplejo, he corroborado una y otra vez que algo está fallando, la actualidad y la realidad no coinciden prácticamente en nada, quizás algo más en época electoral… pero oyendo algunas promesas de última hora, ni eso.

Esta no es una región dormida, aunque durante muchos años así haya sido. Aquí hay talento, mucho que se ha ido, otro tanto que se queda, y desde luego una parte importante que vuelve después de un tiempo. Hay ganas de cambiar las cosas, e INTERNET es una buena herramienta para apoyar ese proceso, aunque a veces tengas que convivir con “trolles” que lo único que buscan es hacer daño bajo el anonimato, señal inequívoca de su cobardía, su mediocridad, y de que la tienen pequeña (esto último es una bromilla de mal gusto, pero como tampoco lo va a leer nadie, ahí queda).

Afronto esta nueva etapa más sólo pero también más independiente. Sigo firme en mi convencimiento de que hay que seguir moviendo el cesto para a ver si con un poco de suerte, las frutas podridas van cayendo, y nos quedamos con lo bueno, y lo decente.

Lo llaman política, porque si lo llamaran de otra manera sería hipocresía, cinismo o mediocridad. Los políticos son personas, con vidas tan respetables como la de cualquiera, con sus anhelos, sus virtudes y sus defectos, pero atrapados también en un sistema que saca lo peor de cada uno.

Embutidos en ideología y con el paraguas de un partido político hemos llegado a un punto en el que todo vale, el votante es tonto, pasado mañana se le habrá olvidado la penúltima barbaridad proferida en un mitin.

Y enfrente, una turba periodística que desgraciadamente cada día está más a la altura. Muchos han conseguido, bajo no sé cuál argumentación deontológica, que los políticos nos dividan entre fachas y rojos. No existe el término medio y sí dos trincheras bien definidas.

En estos algo más de dos años blogueando me han llegado, casi siempre por personas interpuestas, continuas preguntas sobre mis motivaciones, pero siempre con la ideología como trasfondo:

– ¿Esto lo haces para entrar en el PP/PSOE?

– ¿Eres un poco facha/rojeras?

– Esos son los argumentos del PP/PSOE/PRC

Y es que todo lo que no sea bailarle el agua a uno de los dos (o tres si contamos a los regionalistas) partidos en liza, te sitúa en el otro extremo. A ello, como decía, contribuyen muchos compañeros de profesión, que con buen criterio, prefieren tener saneada su economía a dignificar una profesión que nunca te va a agredecer esfuerzo alguno en ese sentido.

En definitiva, hay mucho por hacer.


Archivos

Flickr Photos

Top Clicks

  • Ninguna

Blog Stats

  • 44,547 hits